Buscar
Close this search box.

8 de marzo: Caminando hacia un destino mejor

Como gallego de los de toda la vida, puedo decir “depende”. Si naces en una familia de clase media, con tus padres funcionarios y en una ciudad como Ourense, creo que todos/as podríamos apostar hacia donde se inclinaría la balanza profesional.

Y sí, hace exactamente 18 años, firmé las escrituras de nuestra primera empresa, cambiando el «depende» por el «a por todas».

Desde ese mismo instante, con aquella inconsciencia inquietante de quién hacía no mucho que había dejado atrás la adolescencia, han transcurrido miles de horas de ilusión, frustración, pánico o satisfacción.

Podría dedicar cualquier día a contar alguna de las muchas historias que este camino me ha hecho vivir. Pero hoy, precisamente hoy, quiero hablar de una parte fundamental que da equilibrio a este proyecto profesional y que sin Ellas sería imposible imaginar.

Desde que en 2009 se incorporase Sonia, y un poco más tarde llegase Cristina, empezamos a comprobar la importancia de la ecuanimidad que te proporcionan las personas adecuadas en todos los ámbitos de la vida; la influencia de ellas en mis decisiones, el apoyo constante en los fracasos y el brillo de sus ojos en los triunfos, imprimieron una fuerza en esta idea que, aún a día de hoy, estoy seguro que ellas ni siquiera son conscientes.

Tras ellas, fueron llegando muchas más. Mujeres con mayúsculas que nos han demostrado que la constancia, perseverancia o ambición son palabras que, no solo no entienden de sexo, sino que en Ellas se multiplica su significado. Estoy orgulloso de contar con un equipo repleto de mujeres que demuestran, día tras día, su implicación, conocimientos y fuerza. Ellas han cambiado el famoso techo de cristal por un espejo donde podemos mirarnos cualquiera. Trabajar a vuestro lado y tener la oportunidad de aprender de cada una de vosotras es un privilegio y, no solo me siento orgulloso, sino eternamente agradecido por ello .

Cuando tienes la suerte de coger en tus brazos a tu hija, nadie te cuenta que desde ese mismo momento no vas a dejar de tener miedo. Que algo dentro de ti va a cambiar para siempre y que no te va a permitir respirar de la misma manera.

No vas a volver a ver un asesinato de una mujer o una niña de la misma forma, aunque antes ya fuese aterrador. Y, por supuesto, no vas a poder evitar sentir que te explota la cabeza cuando alguien le hace daño a una niña. No entenderás cómo esta sociedad permite que sigamos maltratando, infravalorando o despreciando a esa parte fundamental de la misma, imprescindible para darnos equilibrio.

El pasado 7 de marzo, le dije a mi hija Sara: “mañana es un día especial para mamá y para ti, es el Día Internacional de la Mujer”. Me preguntó si ella era una mujer y porqué era su día.

Con la dificultad que conlleva explicarle a una niña de 6 años el porqué de este día le dije:

“Sara, eres una estrella que brilla y le das luz a todo el que te rodea; a tus amigas/os, a tus abuelos/as, a tu hermano, a tu madre y a tu padre. Sólo con tu brillo haces que cada día nuestra vida sea mejor. Tienes un poder mágico, aprovéchalo y cuídalo siempre, y eso es lo que mañana vamos a rememorar, que todas las mujeres y niñas, como tú, tienen un brillo especial que nadie puede apagar”

Cuando nos metimos en la cama por la noche, me preguntó:

“Papi, y ahora con la luz apagada, ¿sigo brillando?” – Por supuesto Sara, y durmiendo también.

Lo que ella no sabe, y espero que cuando se haga mayor ya sólo pueda leerlo en los libros de historia, es que conmemoramos el 8 de marzo (8M) porque tenemos el deber y la obligación de reconocernos a todos como iguales, independientemente de que aparezca una M o una H en nuestro DNI.

Ser capaces de lograr acabar con los miedos, racionalmente surgidos por las vivencias de las mujeres, sería la muestra inequívoca de que hemos andado el camino correcto.

Y si por casualidad pensamos que dicho camino está hecho o falta poco, simplemente mira esta imagen. No creo que ellas pensasen que su destino estaba escrito…

Comparte:

Más Entradas

iso 27001

ISO 27001: Actualizaciones

En un mundo cada vez más digitalizado, la ciberseguridad se ha convertido en una prioridad crucial para las organizaciones de todos los tamaños y sectores.

Déjanos un mensaje

Plan LGTBI+ Gratuito con tu Plan de Igualdad ¡Contacta!

INGADE

Recuerda que si ya tienes tu Plan de Igualdad con Ingade no tienes que hacer nada más. Para contratarlo simplemente rellena este formulario y nos pondremos en contacto en breve.

Contacta rápidamente con

INGADE

Nos pondremos en contacto con usted a la mayor brevedad posible

INGADE

Nos pondremos en contacto a la mayor brevedad posible